Eco-Viajes

Piedras Comestibles de Andoni Luis Aduriz
Piedras Comestibles de Andoni Luis Aduriz

Firo Vázque vuelve a Eco-Viajes y su nueva entrada de ECOCINAE la dedica a la patata. Un maravilloso alimento con más propiedades de las que uno pueda imaginar.

La patata es un tubérculo de una planta solanácea originaria de América del Sur que ha arraigado en nuestro continente y en nuestra vida diaria hasta el punto de tener que recordar que sólo lleva 500 años en nuestra cultura gastronómica de los 7.000 años desde que el hombre la cultiva y consume.

Hablar de patatas es hablar de humildad, de sencillez, de hambre e incluso están en nuestra memoria profunda como símbolo pasado de necesidad.

Tenemos la falsa idea de que las patatas son aburridas, monótonas e insulsas, nada más lejos de la realidad.

Ha habido numerosos intentos de ensalzar mediante nombres o elaboraciones pomposas -"Patatas a la Importancia" o "Graten Dauphinois"- su sencillez hasta cotas de alta cocina. Hoy son varios los cocineros que las incorporan como protagonistas de platos de alta cocina, como las famosas mondas de Rodrigo de la Calle o las "Piedras" de Andoni L. Aduriz.

Pero la patata es grande en sí misma, sin necesidad de que le otorguemos semejante título. Es grande por su incansable labor de paliar la "gusa" de numerosos estómagos, por llenar diariamente los platos y cazuelas de millones de familias, por su extensa variedad con tesoros en cada comarca o tierra. Por su excelente capacidad de armonizar con centenares de alimentos, por su ductilidad para acoplarse a las variadas técnicas de cocina, y por su precio, entre otras cosas.

La ignorancia que tenemos en general y en las patatas en particular, nos hacen creer que son todas iguales, y simplemente vamos a por patatas sin informarnos de su variedad, procedencia, uso, y otros muchos detalles. Hay quien ha visto en esta torpeza colectiva una posibilidad de negocio y desde hace ya unos años las vende con las etiquetas de "para freír", "para asar", "para cocer", o cualquier otro uso que el marketing les recomiende. Pero seguimos ciegos ante sus capacidades, sus sabores, su diversidad y sus propiedades.

Les recomiendo que busquen una "papa negra yema de huevo", canaria y de pronto, sin más preámbulo, sabrán lo que trato de exponer. Es sólo un ejemplo de cientos.

La ignorancia popular me ha llevado a tener que oír que el uso abusivo de su ingesta provoca sordera, que engordan, que son forraje o no se cuántas tonterías más.

La patata es una fuente extraordinaria de fibra, tiene un 50% más de fibra que el arroz integral.

Es rica en vitamina C, sólo una patata contiene el 50% de nuestra necesidad diaria de vitamina C, me río de los cítricos.

Rica en potasio, un solo tubérculo contiene el 90% de nuestra necesidad diaria! pobre plátano.

Llena de hidratos de carbono, y exenta de grasas.

También nos aporta Vitamina B6 y Proteínas, Hierro y Magnesio.

¿Alguien da más?

No confundamos a las patatas con lo que les ponemos a su alrededor dada su generosa adaptación a nuestros delirios culinarios.